Qué gastos cubre el seguro de defensa jurídica

Los gastos que cubre el seguro de defensa jurídica siempre hasta los límites pactados y hasta la cantidad máxima contratada son:

  • Las tasas, derechos y costas judiciales derivadas de la tramitación de los siniestros cubiertos por la póliza
  • Los honorarios de los abogados y peritos
  • Los derechos y suplidos del procurador
  • Los gastos notariales y de otorgamiento de poderes, actas, requerimientos y demás actos necesarios en la defensa de los intereses del asegurado
  • La constitución de fianzas en procesos penales para conseguir la libertad provisional del asegurado y para responder del pago de las costas judiciales

 

Tagged with 

Deja un comentario